Seminario Knut Hamsun

Edición bilingüe español-noruego

Kirsti Baggethun (ed)

Embajada de Noruega /Universidad Complutense de Madrid

Seminario_Hamsun

Celebrado en el año 2009 con motivo del 150 aniversario del escritor noruego recoge las siguientes cinco ponencias: Hamsun, a modo de introducción de Kirsti Baggethun Un comunista lee a Hamsun; de Jos Sagués; La naturaleza y la masculinidad. Hamsun como psicólogo moderno de Torben Löhmuller; Knut Hamsun y Thomas Mann: relaciones entre dos premios Nobel de Isabel García Ardanez; Hamsun, genio y traidor de Inga Kolloen

Anuncios

La bendición de la tierra de Knut Hamsun

Traducción de Kirsti Baggethun y Asunción Lorenzo

ISBN: 978-84-16440-23-8

Nórdica Libros

BendiciondelatierraEsta novela, de una insuperable precisión expresiva, narra la historia de Isak, un hombre de campo, grande y fuerte, y de su mujer, Inger. Ambos, con su trabajo y fuerza de voluntad, se abren camino en una tierra que, en principio, les es hostil. Trabajan de sol a sol, cuidan de sus hijos y tratan de hacer lo correcto. Hamsun, en este canto a la vida rural y a esos primeros colonos que, con su esfuerzo, poblaron Noruega, critica el progreso, a la vez que idealiza la vida en contacto con la naturaleza y con esa tierra que, para él, es la base de la fuerza del hombre.

Knut Hamsun (1859-1952) se dio a conocer en 1890 con la novela Hambre, que representó algo totalmente distinto en la literatura escandinava. Luego llegaron Misterios (1892), Pan (1894), Victoria (1898) y la Trilogía del vagabundo (1927). A partir del cambio de siglo su obra adquirió tintes épicos, con novelas más extensas, sobre todo La bendición de la tierra (1917). Hamsun recibió el Premio Nobel en 1920, pero tras la guerra fue acusado de traición y repudiado por el gobierno noruego por sus ideas afines al nacionalsocialismo y su apoyo al gobierno colaboracionista de Vidkun Quisling.

Pasión femenina de Søren Kierkegaard

Traducción de  Victoria Alonso y Rodrigo Crespo

ISBN: 978-84-306-1727-2

Taurus

Pasion FemeninaKierkegaard, a quien a veces se ha tachado de misógino, tenía una concepción elevada del alma femenina. En estos textos, con un trasfondo de crítica social, el filósofo de la angustia nos brinda un fino análisis estético de la aflicción a través de diversas figuras femeninas: una Antígona moderna, María Beaumarchais, Doña Elvira y Margarita.

Søren Kierkegaard nació en Copenhague en 1813, séptimo hijo de un próspero comerciante pietista. En 1830, siguiendo el deseo de su padre, se matriculó en la Universidad para estudiar Teología, junto con su hermano mayor Peter Christian. Poco después de superar brillantemente los exámenes finales escribió su primera obra, De los papeles de alguien que todavía vive, una dura crítica de la literatura sentimental de su joven colega Hans Christian Andersen, y en 1841 su tesis doctoral Sobre el concepto de ironía, en el que atacaba la ironía romántica. Durante un año estuvo comprometido con Regina Olsen, una rica joven burguesa, pero rompió el compromiso dado que, según decía, su melancolía, le incapacitaba para el matrimonio. Viajó a Berlín para asistir a las lecciones de Schelling y a la vuelta, en 1843 publicó O bien – O bien, La repetición y Temor y temblor. Con Migajas filósoficas (1844) inició sus principales textos filosóficos. Estadios en el camino de la vida (1845) y Post-scriptum (1846) son dos de las obras de este período. Tras escribir varios discursos cristianos y edificantes como Las obras del amor (1847) y La ejercitación del cristianismo (1850), concluyó su carrera con una serie de ataques a la cristiandad publicados en un periódico que él mismo editaba y distribuía, Øieblikket. Murió en 1855.

Solo de August Strindberg

Traducción de Manuel Abella

ISBN: 978-84-943913-4-7

Mármara

solo_strindberg

Desconocido en España durante todo el siglo XX, Solo es uno de los trabajos autobiográficos más logrados de August Strindberg. Fue escrito durante su período final en Estocolmo, tras los años de autoexilio y de enfermedad en París. El resultado fue una pieza literaria de notable lucidez donde se pueden distinguir los influjos de Nietzsche y de Schopenhauer. Enfrentado al silencio y a sus fantasmas, Strindberg construyó una obra intensa de principio a fin, trazada por los síntomas de sus persecuciones, por la introspección y el autoanálisis, a la manera de un relato de suspense. Su recurso consistió en narrar días de furiosa intimidad mediante una prosa clara y directa que convoca al lector como testigo del grandioso ocaso de un hombre. Las emociones que deparan estas páginas son el testimonio de una vida singular, de un genio que supo examinar de manera admirable los abismos de su propia soledad.

August Strindberg (Estocolmo, 1849-1912) fue maestro de escuela, actor, telegrafista, bibliotecario, pintor, alquimista y escritor de fama. Su dilatada producción suele dividirse en dos períodos; uno naturalista, que supo elogiar Zola, y otro expresionista, que admiró Nietzsche. El padre (1887), La señorita Julia (1888), Danza macabra (1900) y Espectros (1908) figuran entre sus dramas más aplaudidos por el público y por la crítica, que lo consideró el padre del teatro moderno. Su obra narrativa incluyó novelas, poemas, sátiras, ensayos y narraciones breves. El hijo de la sierva (1886), Alegato de un loco (1888), A orillas del mar libre (1890), Inferno (1897) y Solo (1903), fueron la cima de sus trabajos autobiográficos.

Edvard Munch. Arquetipos

Textos de Paloma Alarcó, Patricia G. Berman y Jon-Ove-Steihaug

ISBN: 978-84-15113-72-0

Fundación Colección Thyssen-Bornemisza

Munch_Catalogo

Este catálogo gira en torno a la selección de ochenta obras incluidas en la exposición Edvard Munch. Arquetipos que reúne y examina la larga y prolífica carrera del pintor y muestra su capacidad de sintetizar las obsesiones del hombre contemporáneo. El arte de Edvard Munch (1863-1944), hoy considerado como uno de los padres de la modernidad junto a Cézanne, Van Gogh y Gauguin, germinó a través de una peculiar mezcla de tradición y experimentación. Desde el umbral de su carrera, el artista noruego creó una particular mitología para los tiempos modernos en estrecha sintonía con el arte, la literatura y el pensamiento de sus contemporáneos. Su personal lenguaje artístico, que evolucionó desde el simbolismo al expresionismo, utilizó diferentes estrategias para construir un relato plástico sobre los temas más universales relativos a la vida, el amor y la muerte. Así, las formas planas y sinuosas, el uso simbólico del color, la deformación expresiva del cuerpo o la utilización de texturas y técnicas experimentales de grabado fueron elementos básicos de su vocabulario artístico.

Esta publicación recoge una amplia muestra de los arquetipos emocionales a través de los cuales Munch nos revela diferentes obsesiones existenciales como amor, deseo, celos, ansiedad o muerte; o estados anímicos como melancolía, pasión o sumisión. Alrededor de estos arquetipos y a través de la representación de la figura humana en diversos escenarios —como la costa, la habitación de la enferma, la habitación verde, el bosque, la noche o el estudio del artista—, se reunen obras tempranas y versiones tardías, pinturas y obra gráfica, para subrayar la circularidad temática y existencial de la obra de Munch.

Cuaderno de Viaje. Noruega y Edvard Munch de Paloma Alarcó y Clara Marcellán

Fotografías de Gisela Fernández-Pretel

ISBN: 978-84-15113-74-4

Fundación Colección Thyssen-Bornemisza

Cuaderno_Munch

Noruega es conocida por su dramática naturaleza y por los cambios extremos que el paso de las estaciones deja en su paisaje. Es imposible vivir en Noruega, o visitarla, sin caer bajo su influjo. Edvard Munch sitúa a sus personajes en esos exteriores para entrelazarlos con las complejidades de las relaciones humanas: melancolía y tristeza, soledad y solidaridad, amor, deseo y celos. El grito de la naturaleza y el simbolismo naturalista no se despegan de los escenarios por los que transcurrió su existencia. Resulta fascinante recorrer e identificar las calles, las colinas, los puentes, los bosques, las ensenadas, las casas e incluso las rocas que pueblan su obra y formaban parte de su vida cotidiana. El viaje artístico y físico que Paloma Alarcó y Clara Marcellán nos proponen en este libro excepcional combina su profundo conocimiento de la obra de Edvard Munch con una visión muy personal de esos lugares. La naturaleza estilizada y clara, la presencia concreta y poética del entorno que de pronto aparece, perfectamente reconocible, ante el viajero. Sin olvidar las palabras del propio autor al respecto, citadas tras una intensa labor de investigación.

El friso de la vida de Edvard Munch

Traducción de Cristina Gómez-Baggethun y Kirsti Baggethun

ISBN: 978-84-16440-21-4

Nórdica Libros

Elfrisodelavida

Como una lluvia torrencial se desatan las palabras de Edvard Munch, uno de los artistas más polémicos e influyentes en la historia del arte contemporáneo. Su desbordante ingenio le llevó a plasmar pensamientos y emociones más allá de lienzos y grabados, en descarnados textos cargados de lirismo, que reflejan apreciaciones sobre el arte en general y su obra en particular, ambientes y figuras que dejaron huella en su excepcional sensibilidad. El presente libro reúne una selección de sus textos, ilustrada por su propia obra, en una invitación a conocer el recorrido del prolífico artista noruego como si de una galería se tratara, una verdadera extensión de su Friso de la vida.

Edvard Munch (Løten, 1863 – Ekely, cerca de Oslo, 1944). Pintor y grabador noruego, considerado precursor del expresionismo, se nutrió de diversas fuentes artísticas y fue desarrollando su amplia y variopinta obra desde una primera fase más realista hasta otra enmarcada en el posimpresionismo. Cultivó su técnica e intelecto, proclive a la experimentación, en diferentes estancias en ciudades europeas como Amberes, París y Berlín, en las que pudo entrar en contacto con personajes tan destacados como Ibsen, Mallarmé y Strindberg. Siempre presa de un atormentado carácter, llegó a sufrir una crisis nerviosa y decidió aislarse en un sanatorio de Copenhague. Finalmente, regresó a Noruega, donde vivió hasta su muerte, y cedió la totalidad de su producción a la ciudad de Oslo.