La voz de Arnaldur Indridason

Traducción de Enrique Bernárdez
ISBN: 978-84-9867-699-0
RBA

Gulli, el viejo portero de uno de los más conocidos hoteles de Reykjavik, aparece desnudo y acuchillado hasta morir en su miserable habitación en el sótano. Pero Gulli es mucho más que un simple portero que se disfrazaba de Papa Noel todas las navidades, es un completo misterio. Veinte años en el hotel y nadie le conoce realmente. Erlendur Sveinsson decide alojarse en el mismo hotel en busca de la asesina, que, también de eso cree estar convencido, aún debe permanecer muy cerca, pese a que las vacaciones de Navidad están ya encima y el hotel completo. Mientras que al director tan sólo le importa que el asesinato permanezca oculto y su reputación intacta. Erlendur, sin embargo, recibe la visita de su hija, que de nuevo se adentra entre las brumas de la droga y el alcohol, dejando al inspector al borde de la desesperación y la impotencia.

Arnaldur Indridason (Reykjavik, 1961) es historiador, periodista, crítico literario y cinematográfico. Ha trabajado, durante veinte años, principalmente para Morgunbladid, el diario más importante de Islandia. Es autor de nueve novelas policíacas. RBA ha publicado Las marismas, que recibió La Llave deCristal a la mejor novela policíaca nórdica del año 2002, y La mujer de verde, que obtuvo el Golden Dagger, el prestigioso premio concedido en Gran Bretaña de la Crime Writers Association y la consagración del autor islandés como un referente de la prestigiosa narrativa negra europea. Con La voz ha ganado el Martin Beck Award a la mejor novela negra traducida al sueco. Las tres están protagonizadas por el inspector Erlendur Sveinsson y su ayudante, Sigurdur Óli.

El coche de bomberos que desapareció de Maj Sjöwall y Per Wahlöö

Traducción de Martin Lexell y Manuel Abella
ISBN: 978-84-9867-718-8
RBA

Una extraña concatenación de suicidios y accidentes acaba con la vida de los miembros de una banda de vulgares ladrones de coche. Uno de ellos yace muerto sobre la cama, hecha y limpia. Dos policías rompen la cerradura y penetran en la casa. Tan sólo hay dos palabras escritas junto al teléfono: Martin Beck. El inspector jefe de la Brigada de Homicidios de Estocolmo ignora qué hace esa anotación con su nombre en aquella habitación. A pocos kilómetros, uno de sus hombres está a punto de convertirse en héroe, Gunvald Larsson. A medianoche el edificio que vigila salta por los aires. Cuatro muertos y un sinfín de heridos que saca del fuego con sus propias manos. Dos ladrones y dos prostitutas han fallecido. Uno ya lo estaba mucho antes de las llamas. Otro suicidio. ¿Qué está pasando? El rastro de uno de los fallecidos le conduce hasta una banda internacional de tráfico de coches robados. Pero, ¿qué tiene que ver Martin Beck? ¿Quién es el exterminador?

Maj Sjöwall (1935) y Per Wahlöö (1926-1975) eran dos periodistas y comunistas confesos que se conocieron en 1961. Roseanna fue el punto de arranque del proyecto que el matrimonio sueco fijó en diez novelas, treinta capítulos cada una, una al año, protagonizadas por Martin Beck: inmortalizar el devenir de la sociedad sueca durante una década, 1965-1975. Mucho más que una simple denuncia de clase. El coche de bomberos que desapareció (1969), la quinta de la serie, continua la reedición que RBA realiza de los padres de la novela negra europea. El punto final, Los terroristas coincidió con la muerte de Wahlöö en 1975. Sjöwall es hoy una reconocida traductora. No ha vuelto a escribir desde que firmó junto al alemán Tomas Ross La mujer que se creía Greta Garbo (1990)